El gran narrador...


Aunque no nos demos cuenta, el viento es un gran narrador de historias.
En su camino va recogiendo palabras en mil idiomas, gestos que dicen más que mil palabras (y que mil idiomas). Historias de amor, de odio o de soledades.
Relatos de pasiones, de olvidos. Realidades y fantasías de pueblos ignotos. Mitos, leyendas, locura, fe…

El viento es sabio. Prestémosle mucha atención…